jueves, 20 de marzo de 2014

Rotación en Infecciosas - R1

He tardado algo más de lo previsto en publicar esta entrada que dejé a medias en su día, pero aquí esta. Rotación finalizada por el servicio de Enfermedades Infecciosas. Dos meses (Enero y Febrero) que se pasaron muy rápido.

La mayor parte de la rotación se centra en la planta de hospitalización, y una vez a la semana Consulta. He estado cada mes con un adjunto, cada uno pasaba la consulta un día diferente de la semana.

La planta anteriormente estaba separada digamos "administrativamente" del resto de pacientes de pediatría general (servicio por el que pasé a principios de la residencia), pero desde hace ya algunos meses se ha producido una fusión de ambos servicios, de tal modo que ha pasado ha denominarse "Servicio de Pediatría Hospitalaria, Enfermedades Infecciosas y Tropicales" Todo junto. Esto a efectos prácticos, ha provocado que en los meses de gran demanda asistencial sobre todo por patología respiratoria, no exista una división exacta de los pacientes y por ello, la principal patología que he podido atender en la planta ha sido la misma que en la anterior rotación: bronquiolitis, broncoespasmos, síndromes febriles, gastroenteritis... Algo más infeccioso: alguna neumonía, celulitis orbitaria y sinusitis, alguna enfermedad de Kawasaki... pero lo que se lleva la palma han sido los numerosos casos de Gripe A que ingresaban prácticamente todos los días.
He notado una diferencia (positiva) con respecto a la primera rotación, pues ya sé más o menos el manejo de los cuadros básicos, dónde están las cosas por el hospital, me siento más segura a la hora de historiar a un paciente, explorarle, comunicar a los padres mi criterio y la actuación a seguir... y consensuar con el adjunto el manejo posterior. Por lo que en ese sentido creo que la he aprovechado más. Como anécdota (chorrada), realicé yo misma una prueba de tuberculina (Mantoux) a un pequeño con probable contacto tuberculoso.

Por otro lado, también pude asistir numerosas interconsultas que realizaban desde el servicio de Cuidados Intensivos Pediátricos sobre paciente pluripatológicos que consultaban por temas variados de manejo antibiótico: sepsis, infecciones por pseudomonas, colonizaciones... Casos curiosos muy complejos para entenderlos aún completamente.

Nuevamente, vuelvo a resaltar que la parte que más me llama la atención, es la actividad realizada en la Consulta, y es donde más cómoda he estado. Pacientes que se dan de alta en la planta y necesitan un seguimiento a medio o largo plazo por patologías mucho más interesantes: revisiones de encefalitis por citomegalovirus, enfermedades de Kawasaki, resolución de neumonías necrotizantes, enfermedad de Chagas... una posible Sífilis Congénita, caso que me sirvió para realizar la sesión clínica.





Y por último, lo más interesante sin duda que me llevo de esta rotación, ha sido la Consulta específica de VIH que pude pasar todos los viernes de Febrero (con el adjunto obviamente), donde pude presenciar el manejo, diagnóstico y seguimiento de pacientes nacidos de madre VIH, profilaxis, así como el tratamiento con los distintos fármacos de pacientes infectados por el virus. Un tema complejísimo, que no pensamos en él cuando hablamos de "pediatría"... pero que existe, por supuesto, y para el que hay que estar muy bien formado para poder llevarlo con soltura.

Y esto es todo por hoy. Siento haber tardado tanto en publicar pero entre unas cosas y otras... no saco todo el tiempo que me gustaría.

Ahora estoy en la Urgencia todos los días hasta finales de Mayo. Me está gustando bastante y se ven casos muy chulos, aunque es verdad que es algo cansado atender pacientes continuamente sobre todo el día que tengo guardia y paso las 24 horas en el mismo sitio; pero lo estoy llevando bien por ahora. También porque el volumen de afluencia con las buenas temperaturas se reduce bastante comparado con los meses de puro invierno. Ya os contaré ;)

P.D: Para los que estáis a punto de escoger especialidad y lugar para realizar la Residencia, aquí os dejo el enlace de la entrada que publiqué hace unos días:
  Residencia Pediatría en Hospital Universitario La Paz. 

2 comentarios:

  1. Me gustan mucho las infecciosas, y eché de menos una visita más extensa en mis prácticas de Pediatría. Sin embargo vi un par de casos bastante interesantes, incluido un absceso epidural que estaba en resolución y justo el día que me iba pareció volver a desarrollarse muy rápido y me quedé muy preocupado por el paciente. También en urgencias vi un caso de fiebre de origen desconocido que tenía toda la pinta de una fiebre Q, pero luego no me enteré de lo que fue finalmente.

    El tema del VIH siempre me ha resultado interesante, pero incluso cuando en el MIR tocaba mirarme el VIH en Pediatría... me daba no sé qué...

    ¡Ánimo por Urgencias! :D

    ResponderEliminar

Los comentarios tardan en salir un poquito porque tengo que validarlos en el correo! Así no me salto ninguno! ;)